Una de las preguntas que el equipo de TusIdeas recibe con mayor frecuencia es “¿cuánto tiempo me llevará ocupar el primer puesto en los resultados de Google?”

La respuesta obvia a esta frecuente pregunta es “depende”. El posicionamiento se ve afectado por muchos factores: tu sector, la cantidad de competencia en tus palabras clave, la rapidez con que se actualizan las webs de tu sector y muchos otros.

No hay una fórmula fácil y rápida para conseguir ese primer puesto, o todos lo habrían hecho ya. De hecho, no hay ninguna garantía de que llegarás al # 1. Sin embargo, en TusIdeas conocemos formas contrastadas y probadas de mejorar tu ranking en Google búsqueda atendiendo a esos factores y qué dice Google sobre ellos.

 

¿Qué factores influyen en la rapidez con que se posiciona un dominio?

 

Hay varias cosas en juego cuando se trata de estimar cómo de rápido posicionará un dominio. Hoy entraremos en profundidad en cinco de los más importantes: SEO, cantidad de competencia en tus palabras clave, la edad del dominio, la calidad del dominio y el contenido en sí que hay en tu dominio.

 

1. Optimización para motores de búsqueda (SEO)

 

SEO es literalmente un trabajo de tiempo completo para muchos de nosotros aquí en Tus Ideas, pero hay varias cosas que tu pequeña empresa puede hacer para asegurarse de que su sitio esté optimizado para Google. Primero, diseña tu sitio web para que sea responsive.

En 2018, la mayoría de las búsquedas se realizan en dispositivos móviles, y con el cambio reciente de Google con el Mobile First Indexing, deberás asegurarte de que tu sitio se muestre rápidamente en todos los navegadores y en todos los tamaños de pantalla posibles.

El siguiente factor que debes tener en cuenta está relacionado con tus palabras clave. Saber en qué palabras clave estás luchando por posicionar y cuánta competencia tienen esas palabras clave es una pieza fundamental de cualquier estrategia de SEO. Puedes realizar una investigación de palabras clave por tu cuenta utilizando una herramienta como SEMrush, o contratar a un experto para que haga una búsqueda de palabras clave por ti.

Cuando conozcas las palabras clave en las que más te conviene depositar tus esfuerzos,  asegúrate de usarlas en el contenido de tu sitio, en los encabezados y títulos, en las leyendas de las imágenes y en el texto alternativo. Pero ten cuidado, no sirve de nada repetir constantemente las mismas palabras sin ningún sentido.

Estas palabras deben tener sentido en el contexto de tu contenido y ser útiles para que los visitantes encuentren lo que están buscando. Si es obvio que has empleado tácticas poco recomendables de sobre-optimización de contenido, serás penalizado por Google.

 

2. Cantidad de competencia en tus palabras clave

 

Ahora que sabes en qué palabras clave estás intentando posicionar, el siguiente paso es verificar cuántos otros sitios están tratando de posicionar para esas mismas palabras clave. Si la competencia en Google en tu sector está muy saturada, es probable que sea difícil llegar a las primeras posiciones.

 

3. La edad del dominio

 

El siguiente factor que afecta la rapidez con la que posicionará sitio es la madurez del dominio. Como regla general, cuanto más antiguo sea el sitio, más credibilidad tendrá para Google. Obviamente hay excepciones a esto, pero según innumerables estudios, esto se mantiene.

De hecho, según un estudio realizado por Ahrefs, solo el 22 por ciento de los sitios que figuran en el top 10 de Google tienen menos de un año, y la mayoría de los sitios tenían al menos tres años.

Además, si tu sitio web está tratando de posicionar para una palabra clave popular con una demanda de búsqueda extremadamente alta será casi imposible ubicarse entre los 10 primeros en el primer año. En el estudio de Ahrefs, solo el 0.3 por ciento de los sitios web pudieron lograr esto.

Si tu web es nueva o está compitiendo por una palabra clave de alto volumen obviamente estás en desventaja, pero no te rindas todavía, el SEO es un juego a largo plazo.

 

4. La calidad del dominio

 

Si realmente quieres estar en el top 10 y quedarte allí, confía en que te mantendrás alejado del Black Hat SEO o de cualquier práctica dudosa que pueda ayudar a engañar al sistema. Puede funcionar a corto plazo, pero casi podemos garantizar que Google lo notará y penalizará tu sitio antes o después.

 

5. La calidad de tu contenido

 

Por último, pero quizás lo más importante, la calidad de su contenido. El contenido, como dicen, es el rey, y si no estás produciendo contenido de alta calidad que tus usuarios encuentren útil y quieran compartir con sus amigos, tus posibilidades de posicionar alto son escasas o nulas.

Al fin y al cabo tu contenido existe para servir a tus usuarios, para hacerles la vida más fácil y para resolver sus problemas, no para ayudarte a hacer ventas. Si estás creando contenido con el único fin de obtener clientes potenciales, lo estás haciendo mal. Vuelve a comprometerte a crear el mejor contenido posible para ganar seguidores leales, y los clientes potenciales llegarán solos. Además, Google notará que las personas adoran tu contenido y te recompensará posicionándote más arriba.

 

Puntuación